You Don’t Know Jack – – – Pacino sigue con nosotros / P.S. RIP Dr. Jack Kevorkian

24 May

"Morir no es un crimen"

Al Pacino interpreta al buen doctor Jack Kevorkian aka “Doctor Death” en un papel que demuestra que el actor no se ha despreocupado por su arte. Pacino traduce realisticamente la pasión y energía dentro del cuerpo de un hombre de 70-80 años que le cuesta apresurar el paso. Como todos saben, el reconocido “Doc” Kevorkian fué…o sigue siendo…la cara pública del segundo tema más debatido en el mundo: la eutanasia…y ahora se le hace un reconocimiento a su controvertida, pero sinceramente altruista, trayectoria por medio de esta película, que lleva el desafortunado nombre de You Don’t Know Jack. Estábamos rentando películas y cuando escuche el nombre pensé que ibamos a ver una comedia de Robin Williams.

La película fué producida para HBO y no fué exhibida en cines en E.U.A., a diferencia de México, donde si lo fué. Bajo tal condición, no calificó para competir en los Oscares, pero estuvo nominada y ganó un par de Emmys…uno para Pacino por supuesto.  La cinta dura un rato, poco más de dos horas, que a pesar de las buenas actuaciones si lo tienen a uno viendo de reojo el reloj de vez en cuando…y la historia tiene lugar en Detroit, que fuera de Grosse Pointe y downtown pues no es, digamos, un lugar que se presta para historias bonitas y resplandorosas, como también lo vimos en Robocop y 8 Mile.

OJO – No seguir leyendo si no haz visto la movie…aunque son hechos reales, no hay spoilers para hechos reales verdad?

El director Barry Levinson, que ha trabajado con otro “grande chaparrito” Dustin Hoffman en Rain Man, claramente establece su postura benévola ante el Dr. Kevorkian y su trabajo, y el filme sirve más como proselitismo que como un recuento justo de los hechos. Pero no maquilla la idiotez del “Doc” con su último paciente: como le dice la juez al final, el no es mandado a la carcel por preocuparse por el sufrimiento de los enfermos, lo meten al bote porque cruza la raya al inyectar personalmente al paciente, cuando antes le dejaba el paso final (jalar la cuerda, oprimir el botón) al suicida. El doctor siente que tiene poco tiempo para legitimizar completamente la eutanasia y cruza esa raya, lo graba y lo muestra a nivel nacional en 60 minutes con la esperanza de que el tribunal supremo tomaría su caso, fallaría a su favor y sentaría un precedente. Se aboraza y conscientemente se pasa la ley por el arco de los huevos (así se dice no?) en un acto de afronta y rebeldía ante el sistema de leyes que rige a una sociedad.

3.5 / 5

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: